El Gran Teatro Alicia Alonso de La Habana, Cuba.

El Gran Teatro Alicia Alonso de La Habana, Cuba.
El Gran Teatro Alicia Alonso de La Habana, Cuba.


Cada semana dejo mis poemas como una forma de establecer un diálogo abierto y de puro sentimiento con todos ustedes que me leen y me estimulan a continuar en esta aventura de hacer cultura. Cada visita, cada palabra de ustedes es un paso más hacia la cima del hombre nuevo, el hombre sabio.

domingo, 21 de mayo de 2017

De amor y de poesía

Fotografía y poema de Gustavo Figueroa Velásquez.

Estimados amigos de Contrastes: para esta semana quiero compartirles un vídeo de un programa cultural de una radio en Argentina y que tiene por nombre Faro al Sur; este programa radial se transmite por La Voz FM 89,3 y es conducido por el escritor argentino Juan Manuel Montero Lacasa.
Faro al Sur fue declarado de interés cultural y municipal por la municipalidad de Necochea, Argentina.
Supe de este extraordinario espacio cultural a través del blog "Buenos Aires 1929 Café literario, de la escritora  canaria Felicidad Batista y cuyo enlace es el siguiente:

http://www.buenosaires1929cafeliterario.com/

Les ruego el favor de visitar el blog de la escritora Felicidad Batista y, allí, no solo podrán tener más información sobre el programa radiofónico que les comento, sino que, también, podrán disfrutar del mundo de la fértil producción literaria de la mencionada escritora de Canarias.

Faro al Sur - Radio La Voz FM 89,3

Siguiendo con mi costumbre de presentarles, cada semana, la poesía de los poetas que leo en internet, en esta ocasión destaco la poesía "Una levedad... soy" de la poeta Marinel y quien tiene un blog que ella bautizó como "Letras Derramadas: En caída libre".
Este es el enlace a su blog:

http://marinelletras.blogspot.se/

Mujer sentada al borde del mar (1930) 
de Pablo Picasso.

Una levedad...soy

Una levedad.
Algo apenas nada.
Un vórtice afable.
Un débil suspiro siempre lazarillo
de la indómita emoción.
Fenezco el entorno por unos segundos
haciéndome ausencia.
Más tarde alborozo el reloj,
enajeno el mundo de sus manecillas
y juego a pillar mil haces de luz
cual si las luciérnagas naciesen
para mi capricho.
Suelo ser un soplo que viene
y que va y entre ida y vuelta,
te toma las manos llevándote
lejos de tu bienestar.
Te traigo hasta mi y mi pensamiento
que ríe contento habiendo
viajado sin hacerle falta caminos o mar.
Soy como esa flor que bordea tu senda
y entre la maleza muestra un esplendor
bravío y efímero:
Una levedad.

Marinel
©

A continuación amigos les comparto mis poemas para este semana.

Dibujo - sanguina sobre papel del artísta 
mexicano Omar Ortiz.


Cada noche


Cada noche navegué tranquilo
en el oleaje calmo de tu alma,
yo era entonces como un velero
y, a veces, luz de luna llena.
Tú eras sol y sombra,
un oasis en las arenas
del desierto de la angustia.
En la intensidad de la noche
fui un ave cercana a tu regazo,
un amor solícito proclamado
en la seda ternura de tu piel.
Yo era un violín feliz en tus oídos
y tú el arrobo ante la luz de la belleza.


Gustavo Figueroa Velásquez
©

La mujer y el mar  de Vladimir Volegov.

En el umbral

En el umbral de tus sueños
ensayo una sonrisa,
es como el preludio
menos dramático
antes de hacer el viaje
por tu alma.
¿Debo hacerlo?
¿Y porqué?
Pero aquí estoy...
No sé si sueño
o si tú me sueñas.
En el umbral de tus sueños
te amo al modo mío
y te miro más adentro...
¿Debo entrar
hasta el fondo de tu alma?
Es como si, de pronto,
tu alma fuera un espejo
y allí, frente a mi,
pasaran mis largos años
atrincherado
en mi conciencia,
como una especie
de ermitaño,
dividiendo mis horas
entre la sabiduría del arte
y el arte de amarte.
En el umbral de tus sueños
coincidimos en ternura,
derrochamos
la fascinación de un beso,
prescindimos
de ritos innecesarios,
nos hacemos vida
y el amor
es una lámpara cómplice
en medio de una noche.


Gustavo Figueroa Velásquez
©

Santiago Feliú (Cuba) - Para ti